flop.es.

flop.es.

Cómo mezclar estilos para el trabajo

Introducción

La moda no solo se trata de seguir tendencias, sino también de encontrar un estilo propio y sentirse cómodo con él. Pero, ¿cómo lograr esto en el ámbito laboral? Muchas veces, las empresas pueden tener códigos de vestimenta específicos que pueden limitar nuestra creatividad. Sin embargo, existen formas de mezclar estilos para el trabajo y crear outfits que reflejen nuestra personalidad sin romper las reglas.

Conociendo los estilos

Antes de empezar a mezclar diferentes estilos, es importante conocerlos. Si bien existen muchos, aquí te presento algunos de los más populares:

1. Clásico

El estilo clásico es atemporal y sofisticado. Se caracteriza por prendas como la camisa blanca, pantalones de vestir y blazers. Los colores neutros como el negro, blanco y gris son los más utilizados.

2. Boho

El estilo boho es relajado y bohemio. Se caracteriza por usar prendas fluidas y cómodas como vestidos largos, pantalones acampanados y túnicas. Los estampados florales y los colores cálidos son esenciales.

3. Urbano

El estilo urbano es moderno y casual. Se caracteriza por usar prendas cómodas y deportivas como sudaderas, joggers y zapatillas. Los colores como el negro, blanco y gris son los más utilizados, pero también se pueden incluir toques de colores llamativos.

4. Romántico

El estilo romántico es femenino y delicado. Se caracteriza por usar prendas con detalles como encaje, volantes y lazos. Los colores suaves como el rosa, lila y celeste son esenciales. Ahora que conocemos algunos de los estilos, es hora de mezclarlos de forma adecuada para el ámbito laboral. Aquí te presento algunas ideas:

1. Clásico + Romántico

Una forma de mezclar el estilo clásico con el romántico es utilizando una camisa blanca con detalles en encaje, combinada con un pantalón de vestir y unos zapatos de tacón. También puedes optar por un vestido clásico con detalles románticos como los volantes.

2. Urbano + Clásico

Para mezclar el estilo urbano con el clásico, puedes utilizar una sudadera con una falda de tubo y unos zapatos de tacón. También puedes optar por un look más casual utilizando unos joggers con una camisa blanca clásica y unos zapatos masculinos.

3. Boho + Clásico

Para mezclar el estilo boho con el clásico, puedes utilizar una blusa con estampado floral combinado con unos pantalones de vestir. También puedes optar por un vestido largo boho con una chaqueta de cuero clásica.

4. Urbano + Romántico

Para mezclar el estilo urbano con el romántico, puedes utilizar una sudadera con detalles de encaje combinado con una falda de tul. También puedes optar por unos joggers con un top con volantes y unos zapatos deportivos.

Conclusión

Mezclar estilos para el trabajo puede ser un desafío, pero conociendo bien cada uno de ellos y teniendo en cuenta el código de vestimenta de la empresa, podemos crear outfits que reflejen nuestra personalidad sin dejar de ser profesionales. ¡Prueba estas ideas y encuentra tu propio estilo para el trabajo!